jueves, 10 de noviembre de 2011

Ouch!

Esta semana me llevé mi primer regaño en clase. El lunes llevamos todas nuestras fotos impresas para que nuestro profesor viera nuestro trabajo. Practicamente eran las fotos que tomamos en la práctica por el centro. Mor enseñó las suyas primero y el profesor no hizo más que decir que tenía un excelente trabajo y la verdad es que si estaban increíbles sus fotos.

Cuando me las pide a mi, yo sólo le contesté: ya no quiero enseñar las mias, creo que van a estar pésimas. Y que se enoja Christopher (mi profesor). Montó el colera y me dijo: quítate esa manía de estar diciendo que tus fotos no son buenas, porque si tu no aprecias tu trabajo nadie lo va hacer. Se me quedó muy grabado.

Quizá él tenga razón y yo deba empezar a confiar más en mi. Si no lo hago yo, nadie lo hará. En fin lección aprendida. Por lo pronto el lunes entrego mis fotos finales para evaluación, veremos que tal me va, prometo tan pronto tenga mi calificación venir a postearla :)

1 comentario:

  1. Mucha razon la de tu profesor, ademas.. como muchas de las manifestaciones del Arte, que caso tiene que produscas si te auto-sensuras.

    Mas importante aun, tienes que saber darte cuenta que no existe una produccion perfecta, siempre habra algo en tus fotos que no haya en las fotos de cualquier otra persona.

    Peace.

    ResponderEliminar